Y ahora, poesía

Como algunos ya sabéis, he empezado a escribir poemas, de momento he publicado tres en poémame, una estupenda plataforma de publicación abierta de poesía y ahora también relato. Leo los de los demás y los míos se me antojan muy simplones, pero dicen que leyendo y escribiendo se aprende, así que seguiré leyendo y escribiendo, y plasmando aquí mis obras, a ver si dentro de un tiempo se nota una evolución positiva al comparar.

Hoy he terminado el cuarto, me he atrevido con un verso clásico (los otros tres eran de verso libre). Le he querido hacer un homenaje al parque al lado del que me he criado, y en el que tantos y tantos momentos he pasado a lo largo de mi vida. Lo he dado por finalizado con la certeza de dejarme muchas cosas en el tintero y la duda de si hubiera debido alargarlo.

AL PARQUE DE ARRIAGA

Ayer volví a pasear2017-01-14-18-55-17

al parque de mi niñez

imposible no evocar

momentos que allí pasé.

 

Alrededor del lago

tirando migas de pan

corriendo tras los patos

forzándoles a volar.

 

Los columpios otros son

echo en falta aquel tren

desde lo alto del vagón

más de uno vimos caer.

 

Engañosa pendiente

que en bicicleta subí

al bajar accidente

aún tengo la cicatriz.

 

Ermita juradera

ceremonia sin igual

con teatro y hogueras

en la noche de San Juan.

 

Desatando al ocaso

pasión adolescente

en la hierba echados

ocultos de la gente.

 

Y en las horas muertas

por él salir a correr

dando vuelta tras vuelta

pisotear el estrés.

 

Hoy vuelvo a este mi parque

nuevos tiempos y vida

por los mismos lugares

veo correr a mi hija.

 

Y aquí los tres primeros, en orden cronológico inverso:

VUELA CONMIGO

Tómame de la manoel-amor-hace-volar-a-una-pareja

salta y conmigo al cielo sube

volaremos sobre el mundo, tocaremos las nubes

acariciaremos las estrellas juntos

y cuando el suelo volvamos a pisar

podrás creer, que a pesar de lo que digan

hay historias que terminan bien.

 

DÉJAME SOLA FRENTE AL MAR

Déjame sola frente al mar

sus aguas en calma

que en mis heridas escueza la sal20160826_110556

y se me cure el alma.

 

Déjame sola frente al mar

día de galerna

ante la inmensurable fuerza del temporal

sentirme débil y pequeña.

 

Déjame sola frente al mar

cuando el sol se esconda

intimidada por su inquietante oscuridad

de monstruos inventar mil historias.

 

Déjame frente al mar sola

para mojar los pies en su orilla

jugar con las olas

y reír como una niña.

 

NO ME QUIERAS TANTO

No me quieras tanto

que me duele

ver ilusión en tus ojos y no corresponderles.

 

No preguntes cuándo

en ti me perderé

me hiere la esperanza que te da el no querer ver.

 

No esperes más ese milagro

que nunca ha de suceder

no estrelles en mí tu pasión

no me roces, no me halagues, no me tomes de la mano

insúltame, ódiame, arráncame la piel

pero por favor

no me quieras tanto.

 

¿Os han gustado? Agradecería vuestros comentarios, críticas, consejos… ¡lo que sea!

 

Anuncios

4 comentarios en “Y ahora, poesía

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s