Nunca falla

El blog de Lídia

No le había contado esto a nadie, pero hoy, por lo que sea, me apetece compartirlo contigo: cuando estoy triste, cuando siento que la vida me vence, subo al desván, abro el baúl donde mamá guardó la ropa de la abuela Pilar, cojo uno de sus chales y me envuelvo en él. Con su olor arrullándome, cierro los ojos y recuerdo las palabras que un día me dijo: «Solo tú puedes encerrar tu pensamiento en una jaula. No lo hagas; deja que tu mente vuele libre».

Así lo hago, y siempre encuentro las fuerzas para seguir adelante. Nunca falla.

Microrrelato para el reto Escribir jugando de octubredel blog de Lídia. Requisitos: Seguir leyendo

La vecina

microrrelato Luna Paniagua

Imagen de coombesy en Pixabay

Aunque siempre me daba un caramelo de jengibre cuando subíamos en el ascensor, no me gustaba encontrármela. Creo que las arrugas de su cara me daban grima. Vivía en el quinto y ya era vieja cuando yo era niño. Mi hermana y yo la llamábamos la Dinosaurio a pesar de las regañinas de mi madre.

El día que vi su esquela en el portal no sentí nada. Sin embargo, al entrar en el ascensor un fuerte olor a jengibre penetró en mis entrañas y se me clavó como una daga. Ahora siempre subo por las escaleras; aun así, la extraño.

Relato para el taller de escritura de Literautas de junio. Requisito: microrrelato de cien palabras como máximo y de tema libre. Reto opcional: incluir en el texto las palabras daga, ascensor y dinosaurio.

 

Los girasoles

eguzkiloreak

Ilustración de Luna Paniagua

LOS GIRASOLES

No falta a su cita del veinte de junio. Conduce media hora y camina, fatigado, los cien metros hasta el cementerio. Lo rodea y se para frente a la tapia trasera, tan cubierta de hierbas y zarzas que ya apenas se distingue la piedra. Le sorprende que a esas alturas aún no haya moras. No le asombra, sin embargo, que los tres girasoles que plantó más de siete décadas atrás sigan en pie. Hace años dejó de llevar otros tres en el coche para reemplazarlos. Los mira con fijeza hasta que se vuelven borrosos.

Seguir leyendo

Reto 10 – Literup-ELDE

10. Haz una historia con un protagonista que evoque tu niñez.

circo

CIRCO VINTAGE

Faltaba poco para que empezara  el espectáculo, le temblaban las piernas y le cosquilleaba el estómago. Hacía tiempo que, con gran pesar, dio la que creyó su última función; no esperaba volver a salir a un escenario y aquello era para él una grata sorpresa del destino.

Con los ojos iluminados como un niño ilusionado —a pesar de que hacía mucho que había dejado de serlo— y mucho cuidado movió la pesada cortina para observar sin ser visto a su público de esa tarde.

Seguir leyendo